Nuestro blog: Siguiendo a Emily Dickinson

Síguenos

Sigue nuestro blog


Un algo en un Día de verano

Emily tiene más de 100 poemas en los que nombra el Verano, su estación preferida. Entre ellos el 104 llama la atención por ese “Un algo”, que cada una sabe cuál es para ella

 Un algo en un Día de verano
 Mientras se consumen lentamente sus antorchas
 Que me solemniza. 

 Un algo en un mediodía de verano –
 Una profundidad – un Azul – un perfume –
 Que trasciende el éxtasis. 

 Y aún dentro de una noche de verano
 Un algo tan arrebatadoramente brillante
 Que yo aplaudo por verlo – 

 Luego velo mi cara demasiado escrutadora
 No vaya a ser que una gracia tan sutil – y tintineante
 Aletee demasiado lejos para mí – 

 Los maravillosos dedos nunca descansan –
 El arroyo púrpura en el pecho
 Todavía desgasta su lecho angosto – 

 Todavía iza el Este su Bandera de ámbar –
 Guía todavía el sol por el Risco
 Su Caravana de Rojo –

 Así mirando y mirando – la noche – la mañana
 Concluyen la alegre maravilla –
 Y yo me encuentro, atravesando los rocíos

 ¡Otro Día de verano!  

El libro-regalo de este mes es sorpresa para una de las participantes que comentéis a Emily o que mandéis un poema o texto inspirado por ella. La agraciada y el libro-regalo lo decidirán las Brujas con sus conjuros cada mes.